lunes, 3 de diciembre de 2012

Lo que es ser un ciudadano

Arraigada está en ellos la preocupación de los asuntos privados y también de los públicos; y estas gentes, dedicadas a otras actividades, entienden no menos de los asuntos públicos. Somos los únicos, en efecto, que consideramos al que no participa de estas cosas, no ya un despreocupado, sino un inútil...